Senador republicano afroamericano destruye a Nancy Pelosi en respuesta a sus ataques contra él

Tim Scott, el primer hombre afroamericano en servir en ambas cámaras del Congreso, redactó el proyecto de ley de reforma policial del Partido Republicano del Senado que los demócratas atacaron y se negaron a aprobar la semana pasada. Nancy Pelosi lo llevó demasiado lejos al responder al proyecto de ley y lo acusó de “tratar de salirse con la suya con el asesinato de George Floyd”.

El senador Tim Scott destruyó a Pelosi en su respuesta a sus asquerosos ataques al identificarla legítimamente como completamente en contra de Dios. El senador Scott fue a Fox News Radio el viernes donde dijo que el comentario de Pelosi fue “el comentario más escandaloso y pecaminoso que he escuchado como funcionario público”.

“Pecaminoso” parece correcto, ya que cualquiera con un verdadero sentido de las personas y el mundo puede identificar a Pelosi como demoníaca. El senador Scott continuó: “Pensé para mí mismo que ¿cómo demonios esta mujer sentada, parada frente a un refrigerador de veinticuatro mil dólares tiene la sensatez de saltar al abismo sin fondo de la política racial? ¿Por qué demonios querría ella hacer eso? Solo hay una respuesta, por cierto. Una respuesta. Es porque ha vivido tanto tiempo en un estado de privilegio que se ha olvidado.”

Pelosi se ha vendido a la corrupción política y a los demonios que la acompañan, por lo que el senador Scott la identificó correctamente como pecadora y señala que su vida de “privilegio” es el problema. El senador Scott luego completó su asombrosa respuesta a los comentarios pecaminosos de Pelosi y con razón mencionó el hecho de que solo está usando esta situación para su propio beneficio.

“Se ha olvidado tanto de la realidad que pasa demasiado tiempo en un universo alternativo. Pero los hechos son simples,” concluyó el senador Scott. “¿Por qué demonios se rebajaría tanto? Y es simplemente esto: ellos creen, y realmente creo esto, creen que hacer campaña contra la brutalidad policial es más importante que resolver la reforma policial.”

Lo más interesante de esta historia es que muestra que los demócratas son verdaderamente los racistas de los que acusan a todos los demás. El senador Scott probablemente se ha enfrentado al racismo en su vida por ser afroamericano, por lo que tener a Pelosi, una mujer blanca, atacando su proyecto de ley de reforma policial de una manera tan terrible, probablemente se siente racial en algún nivel.

Se supone que esto es un problema afroamericano, pero Pelosi está liderando a los demócratas contra la ley policial de un hombre afroamericano. Esa es toda la prueba que necesita para comprender que no se trata de raza, se trata de liberales de extrema izquierda como Pelosi que usan la situación para promover su toma comunista de América.

Comments

comments